English French German Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Arabic Chinese Simplified
TRANSLATE!

28 febrero 2016

CROQUETAS CASERAS

¡Buenas! Casi casi acabamos el mes (nooooooooo, que este Febrero trae 29) y la receta que os traigo hoy era una de mis asignaturas pendientes desde hace mucho tiempo. ¡Por fin me he quitado la espinita!

Hace un par de semanas estuvo por aquí de visita mi prima Mar que, más que prima, es como si fuera mi hermana. Muchas ya la conocéis porque es una incondicional del Reto Cocina Regional Italiana y es una gran cocinera a la que hemos pedido, en mil ocasiones, que abra un blog ¡ya! y nos permita disfrutar de sus recetas jajajajaja.

Bien...pues aprovechando que estaba por aquí nos metimos en la cocina y le pedí que me enseñara a hacer sus croquetas caseras. Yo lo había intentado en varias ocasiones sin resultados positivos así que me puse mano a mano con ella para ver donde estaba el secreto jajajajaja. ¡Gracias guapa!

Las que hemos hecho aquí son de pollo pero es obvio que se pueden hacer de lo que queráis. ¡Y si es con resto del cocido mejor aún! Lo importante es tener un buen caldo y, si no se tiene, se prepara en un momentito.

Ingredientes para el caldo: 1 puerro; 1 zanahoria; 1 patata; 1 pechuga pollo; 500 ml agua; sal.

Ingredientes para las croquetas: 1 cebolla; pollo cocido (el del caldo); 5-6 cucharadas aceite; 4 cucharadas harina (y más para añadir); 1 vaso leche; 1 vaso caldo; sal; pimienta; nuez moscada; 2 huevos; pan rallado.

Preparación: En una cacerola poner el agua a calentar con la sal y añadir las verduras peladas y troceadas en grande y la pechuga de pollo entera y cocinar a fuego suave durante 1 hora. Colar el caldo y reservar. Picar el pollo y reservar.

En una sartén poner el aceite a calentar. Pelar y rallar la cebolla y sofreír en el aceite durante unos minutos. Cuando empiece a ponerse blandita añadir el pollo picado y salpimentar al gusto. Mezclar bien y añadir 4 cucharadas de harina y remover con una cuchara de palo. Añadir el caldo y la leche, sazonar con una pizca de nuez moscada y mezclar bien removiendo constantemente hasta que la bechamel empiece a espesar.

Y aquí viene lo bueno. Ir añadiendo cucharadas de harina, una a una, hasta que la masa se despegue de las paredes de la sartén y tenga una consistencia bastante sólida, como una torta. Yo he puesto como 4 cucharadas más.

Sacar la masa a un plato y dejar enfríar. Coger porciones con una cuchara y moldear en las manos primero una bolita y luego darle la forma de la croqueta haciéndola rodar entre las manos. Pasar secuencialmente por harina, huevo y pan rallado.

Poner abundante aceite a calentar en un cazo (yo lo prefiero porque así es más hondo) y cuando esté bien caliente freír las croquetas. Deben quedar doradas por fuera y cremosas por dentro.



Si preparáis muchas (aquí salen como unas 25) podéis congelarlas en un tupper.


24 febrero 2016

ENSALADA TIBIA DE COLES, NARANJA Y CEBOLLA

Ya os he comentado en alguna ocasión que me encanta ir al mercado a comprar fruta y verdura. Y ahora estamos en temporada de mini coles de bruselas, que aquí las traen superpequeñitas. A mi, la verdad, es que me encantan, tanto con patatas y panceta como en una pasta, pero también son ideales para preparar una ensalada tibia como esta que os traigo, un acompañamiento perfecto para un pescadito a la plancha.

Vamos con la receta que es muy sencilla...

Ingredientes: 2 naranjas; 1 cebolla morada grande; 500 g coles de bruselas (mini); aceite; 2 cucharadas azúcar moreno; 2 cucharadas vinagre balsámico; sal; pimienta.

Preparación: Pelar y cortar la cebolla morada en tiras finas. Pelar las naranjas, quitando bien la piel blanca, y cortar los gajos en tres trozos, reservando el zumo que suelta.

En una sartén poner unas cucharadas de aceite a calentar y rehogar a fuego suave la cebolla. Añadir el zumo de las naranjas, tapar y cocinar a fuego suave durante 10 minutos. Salpimentar al gusto, añadir el azúcar moreno y el vinagre, remover bien y continuar cocinando a fuego suave otros 10 minutos tapado.

Mientras limpiar las coles quitando las hojas exteriores y cocinar en agua con sal durante 8 minutos. Quitar el agua y poner en una ensaladera. Añadir por encima los trozos de naranja y, finalmente, la cebolla confitada. mezclar y servir.


21 febrero 2016

MOMOS DE CARNE (BEEF MOMOS) #CocinasdelMundoQueens

Tercer domingo de mes y como siempre nos vamos de viaje con el Reto Cocinas del Mundo, esta vez de la mano de Concha, de Cocina y Aficiones, que rizando el rizo una vez más nos lleva de viaje a visitar un país con la letra Q...¿Qatar? Nooooooooooo...¡nos vamos a la Gran Manzana!

¿Y cual es la idea? Pues la genial idea es divertirnos y para ello Concha nos propuso viajar directamente a Queens (New York) y disfrutar de la comida callejera preparando “street food” para chuparnos los dedos...y en mi caso puedo decir que ha sido así ¡literalmente!


¿Sabéis? Uno de mis sueños es montar un food truck de tapas españolas en plena Holanda así que este reto, sencillamente, me ha encantado. Y buscando buscando qué podía hacer me decidí por preparar la especialidad de uno de los food tracks que podemos encontrar si viajamos a Queens, el AMDO Kitchen.


Este food track cuenta entre sus especialidades con los "momos" de carne, una especie de bolas de masa cocida rellena con diferentes ingredientes muy popular en las cocinas nepalí y tibetana. Los acompañamos de una salsa de tomate picante y ya tenemos un plato para comer con las manos y chuparse los dedos.

Podéis preparar la masa de la misma forma que la preparé para los gyoza, o bien podéis utilizar la que venden ya preparada y congelada en establecimientos de comida oriental. ¡Vamos con la receta!

Ingredientes para el momo: 250 g carne ternera picada; 1 cebolla pequeña; 1/2 cucharadita jengibre molido; 1/2 cucharadita ajo molido; 1 cucharadas salsa soja; 2 cucharadas aceite; sal; pimienta; 1 rama cilantro fresco; 16 círculos de masa.

Ingredientes para la salsa: 6 cucharadas salsa tomate; 2 dientes ajo; 1 cebolla pequeña; 1/2 cucharadita cilantro molido; 1/2 cucharadita guindilla picada; sal; azúcar; aceite.

Preparación: La noche anterior preparar el relleno. En un bol poner la carne, la cebolla pelada y picada, el jengibre, el ajo, la salsa de soja y el aceite, salpimentar al gusto, añadir el cilantro picado y mezclar todo bien para unir los ingredientes. Tapar y dejar macerar toda la noche en la nevera.

Para preparar los momos poner en cada círculo de pasta una cucharada de relleno y cerrar siguiendo cualquiera de las formas que podéis encontrar en este vídeo. Yo he preparado tres de las formas aunque la especialidad del AMDO Kitchen son los redonditos.

En una olla grande poner 2-3 dedos de agua, colocar el cestillo para cocinar al vapor engrasado y poner los momos encima. Tapar y cocinar al vapor durante 5-8 minutos.


Mientras preparar la salsa picante. En un cazo poner 2-3 cucharadas de aceite y sofreír la cebolla y el ajo pelados y picados durante unos minutos. Añadir la salsa de tomate, el cilantro y la guindilla, rectificar de sal y azúcar y cocinar durante unos minutos. Triturar con la batidora hasta obtener una salsa.

Servir los momos calientes acompañados de la salsa picante. ¡Ricooooooooooo!



Pues con esta maravilla para comer con las manos participo en el Reto Cocinas del Mundo - Queens y deseando ver la aportación del resto de callejer@s. ¡Hasta el próximo destino!


16 febrero 2016

RISOTTO AI FUNGHI

De todos es sabido que me gusta mucho la gastronomía italiana - no en vano tengo el Reto Cocina Regional Italiana cada mes - y hoy quiero trearos uno de los risotto que más me gusta, el de setas con crujiente de jamón.

Me encanta su sabor delicado y ese toque crujiente mezclado con el arroz le da una chispilla especial ¿verdad? Como todos los risotto, hay que hacerlo con mucho cariño y paciencia porque el secreto es siempre no dejar de mover durante toda la cocción. Eso y utilizar un buen arroz de la variedad Arborio que, por suerte, encuentro aquí en el supermercado.

Ingredientes: 250 g arroz arborio; 175 g setas (pueden ser variadas o champiñones); 1 puerro pequeño; 1 diente ajo; 1 hoja laurel; aceite; 1/2 vasito vino blanco; 600 ml caldo; 30 g queso parmesano rallado; 2 lonchas jamón serrano.

Preparación: Lavar las setas o champiñones y cortar en láminas finas. Lavar el puerro y cortar en aritos. Pelar y picar el ajo.

En una cacerola poner un fondo de aceite y sofreír el ajo y el puerro picados junto a la hoja de laurel a fuego suave. Cuando estén blanditos quitar el laurel y añadir las setas troceadas y continuar rehogando con la caerola tapada a fuego muy suave.

Transcurridos 15 minutos añadir el vino y dejar evaporar un poquito. Añadir el arroz y mezclar bien para que empape el sabor e ir añadiendo cucharones de caldo caliente, removiendo constantemente con una cuchara de palo. Cocinar durante 25 minutos.

Cuando el grano esté hecho añadir el queso parmesano rallado y mezclar bien para unir todo. Dejar reposar unos minutos mientras preparamos el crujiente de jamón.

Se puede hacer en el horno o bien en una sartén sin aceite se sofríe el jamón por ambos lados hasta que esté bien tostado y se pueda desmenuzar.

Servir el risotto enseguida con el crujiente de jamón por encima. ¡A disfrutar!



13 febrero 2016

QUICHE LORRAINE A MI ESTILO

Repasando estos días recetas de tartas saladas me he dado cuenta de que tengo muchas como la de torta de brócoli, la quiche de espárragos, la tarta de cebolla o la torta pasqualina pero aún no había publicado la más emblemática y archiconocida en el mundo mundial que es la quiche lorraine.

La receta original de la quiche lorraine proviene de la región de Lorena (Francia). Se trata de una tarta salada abierta elaborada con masa quebrada (brise) a la que se vierte una salsa batida de lácteos (leche o crème fraîche) y huevo denominada migaine que se aromatiza con pimienta negra y nuez moscada molidas. A partir de esta receta se elaboran todas las demás variantes de quiche.

La verdad es que la preparación es muy sencilla y lo único que he cambiado es el tipo de queso utilzado (gruyere) por el que encuentro aquí (emmental). ¡Vamos con la receta!

Ingredientes: 125 g mantequilla; 250 g harina; 5 huevos; 1 cucharadita sal; 4 cucharadas agua helada; 250 g bacon (daditos o tiras); 150 ml leche; 200 g crème fraîche; 120 g queso emmental; pimienta; nuez moscada; aceite.

Preparación: Comenzamos preparando la masa. Cortar la mantequilla fría en cubitos y añadir al bol donde ya hemos puesto la harina. Mezclar con los dedos aplastando los trocitos de mantequilla para unirlos a la harina.

Añadir un huevo, la sal y las cucharadas de agua helada poco a poco mientras vamos amasando (a mano o en la planetaria) hasta obtener una masa lisa. Envolver la bola de masa en papel film y dejar en la nevera durante 1 hora.

Estirar la masa sobre una superficie enharinada. Engrasar el molde con mantequilla y cubrir el fondo y las paredes con la masa. Cortar el exceso de masa de los bordes. Pinchar con un tenedor agujeros en el fondo para que la masa no se infle.

Cocinar el bacon con un par de cucharadas de aceite hasta que esté crujiente. Sacar de la sartén escurriendo bien el eceso de grasa y repartir por el fondo de la tarta.

En un bol batir 4 huevos, añadir la leche, la crème fraîche y el queso rallado, sazonar con pimienta y una pizca de nuez moscada y mezclar todo muy bien. Verter en el molde cubriendo el bacon.

Cocinar en el horno, precalentado a 200 ºC, durante 40 minutos (horno arriba y abajo con ventilador). Si a media cocción vemos que se dora demasiado por encima podemos tapar con un papel de aluminio. Servir caliente.




10 febrero 2016

BIZCOCHITOS RELLENOS DE NATA (TWINKIES) #cocinadecine

¡Buenas! Por el título del hastag y teniendo en cuenta que hoy es día 10 y toca el reto de Cocina Typical Spanish, ya podéis intuir que la cosa, este mes, va de cine. Nuestras amigas typicaleras han querido meternos de lleno en el romanticismo y llenarnos de amorrrrrrrrrrrrrrrr jijijijijiji.

La propuesta de este mes era preparar ese plato tan especial que siempre hemos querido preparar y no hemos encontrado el momento, esa receta que vimos una vez en una peli y no nos hemos atrevido a hacer, esa receta que nos llamó la atención en esa película que tantas y tantas veces hemos visto y que siempre nos quedamos con las ganas de probar...¡bien! Pues yo tenía clara, desde el minuto uno, cuál iba a ser mi película romántica.

Quedaba comprobar si cumplía con las tres condiciones:
  • La película podía ser española o extranjera, de dibujos animados… pero de amor. Cumplido, extranjera y de amor
  • La receta tenía que ser especial para enamorar a esa persona que teníamos en mente. Cumplido. ¡A mi me enamora!
  • Intentar, en la medida de lo posible, adaptarla a la cocina TS. Cumplido. De hecho los vendía Bimbo en mi niñez..

¡Bien! ¡Vamos bien! jejejejeje. Pues nada, ha llegado la hora de descubrir de qué peli estamos hablando...Veréis...no tengo más que deciros que soy una enamorada de Pixar y, desde que vi WALL-E, me pareció el robot más adorable y tierno del espacio sideral y ¿quién puede negar su historia de amor con EVA?

La trama sigue a un pequeño robot de la línea WALL-E, diseñada para limpiar la basura que cubre la Tierra después de que fuese devastada y abandonada por el ser humano en un futuro lejano. Nuestro pequeño amiguito se enamora de EVA, una robot tipo sonda y combate, que es enviada al planeta para investigar si existen indicios de vida, lo cual significaría que el lugar puede ser nuevamente habitado por la humanidad. Una vez que consigue su objetivo y encuentra una planta, EVA se dirige rápidamente a la nave de la que provino, Axioma, por lo que WALL-E la sigue al espacio exterior en una aventura que cambia el destino de ambos para salvar a la naturaleza y a la humanidad...¡Y QUE VIVA EL AMOR!

Habré visto la peli cientos de veces pero nunca me había dado cuenta de que, en una de las primeras escenas, WALL-E le lanza a su "mascota", esa pequeña cucaracha que le acompaña siempre, un bizcochito envasado y relleno...


¡Y de repente me vino un recuerdo a la memoria de mi niñez! ¡Yo tomaba esos bizcochitos rellenos para merendar! ¡Y los adoraba! Me encantaba morderlos por el punto del relleno y que se viera el interior...¡oooooohhhhhh! En USA se conocen como twinkies pero en España los fabricaba Bimbo con el nombre "Bucanero" y, posteriormente, pasaron a llamarse "Círculo Rojo".  Así que no me lo pense dos veces y dije ¡esta va a ser la receta! ¡No sabéis lo bien que me lo he pasado!

Ingredientes para la masa: 100 g harina; 1 cucharadita levadura Royal; 2 cucharadas leche; 40 g mantequilla; 1 sobre de azúcar avainillado; 5 huevos grandes (temperatura ambiente); 12 cucharadas azúcar granulada; aceite para untar los moldes.

Ingredientes para el relleno: 250 ml nata; 30 g azúcar glas.

Preparación: Comenzar preparando los moldes si no tenéis (como yo). Doblar un papel de aluminio por la mitad y después de nuevo por la mitad de forma que nos quede un rectángulo de unos 15 x 18 cm. Yo he usado un bote de especias como "molde". Colocar encima del papel y doblar los extremos rodeando el bote y después los otros dos extremos para cerrar el molde. Preparar 10 moldes y engrasar con un poco de aceite.


Precalentar el horno a 175 ºC. Unir la harina y la levadura. Calentar la leche con la mantequilla en el microondas hasta que se derrita y tapar para que se mantenga tibio.

Separar los huevos, poner las claras en el bol de la planetaria y batir junto con 6 cucharadas de azúcar y el azúcar avainillado hasta que la mezcla se vea consistente y forme picos suaves.

En otro bol batir las yemas con las otras 6 cucharadas de azúcar hasta obtener una crema (unos 5 minutos). Incorporar las claras batidas al bol de las yemas pero sin mezclar. Añadir la harina y la levadura y batir a baja velocidad durante unos segundos. Añadir la mantequilla derretida con la leche y batir a baja velocidad. Rellenar los moldes dejando al menos un dedo hasta la superficie ya que van a subir. Hornear hasta que estén ligeramente dorados y cocidos (unos 15 minutos).

Mientras, batir la nata bien fría con el azúcar glas. Rellenar una manga pastelera.

Sacar del horno los bizcochitos y dejar enfriar sobre una rejilla. Desmoldar con cuidado. Para rellenarlos, introducir un palito grueso (yo he usado un palillo de esos de comida china) 3 veces por debajo para que no se note cuando los sirvas. Rellenar el hueco con la nata teniendo cuidado de no romper el bizcochito.



Os aseguro que casi lloro de lo ricos que están...¡madre mía! Pues con esta receta tan añorada y esta peli tan romántica participo en la iniciativa #cocinadecine y estoy deseando ver el resto de mis compañeras y sus historias.


Y os dejo con la escena del juego amoroso entre nuestros dos protagonistas...¡aiiiiiiiiiiiiiiii!


07 febrero 2016

RAITA DE PEPINO (KHIRA RAITA)

Hace mucho tiempo que quería traeros algunas recetas indias que preparé para una fiesta hindi que celebré en casa con mis compañeras de bollywood cuando todavía vivía en España. Y por unas cosas u otras lo he ido posponiendo y ya es hora jajajajaja.

Hoy os traigo el primero de esos platillos, el raita, un acompañamiento indispensable en la cocina india. Vendría a ser como la "ensalada" que acompaña a los platos de carne, de pescado y arroces para darle un toque refrescante.

Lo he acompañado de un pan hindú (naan) que he preparado exactamente igual que esta receta pero sin añadir queso ni comino y cocinado en el horno a 200 ºC durante 8 minutos. Delicioso es poco...

Ingredientes: 1 pepino grande; 250 g yogur griego natural; 1 cucharada uvas pasas; 1 cucharada nueces pecanas picadas; 2 cucharadas miel; 1/2 cucharadita pimienta negra molida; 1/2 cucharadita huindilla molida; 1 cucharada hierbabuena fresca picada; sal.

Preparación: Pelar el pepino y rallar. Colocar en bol, añadir una pizca de sal y dejar reposar unos 10 minutos para que suelte el jugo.

Poner el yogur, la miel, la pimienta, la guindilla, las nueces y las pasas en un bol y mezclar. Con ayuda de un colador eliminar todo el líquido del pepino, apretando bien con una cuchara para que quede lo más seco posible. Añadir el pepino a la mezcla de yogur y mezclar muy bien.

Dejar reposar en la nevera mientras se prepara el naan. Servir frío acompañado del pan.



Aprovecho para recomendaros - si os gusta la cocina india como a mi - el libro de Anand Singh Negi, chef del Restaurante Bembì en Barcelona, del que he sacado la receta.


04 febrero 2016

BOMBOLOTTI RIPIENI - RETO DULCE CRI: CALABRIA

¡Buenas! Si ayer os traía la receta salada, hoy toca la propuesta dulce del Reto Cocina Italiana en su segunda edición, propuesta cuya elección ha recáido este mes, como ya sabéis, en nuestra anfitriona Rosi, del blog Mi mundo pinkcake.

Tengo que decir que la receta ha sido una de las más difíciles que he hecho en todo el reto (¡y mira que llevamos ya 19!) por dos razones. La primera es que no tenía ni idea de como quedaban los famosos bombolotti...la blogosfera está llena de bomboloni pero de los susodichos ni rastro...Y la segunda porque la masa se me ha resistido y mucho. Personalmente creo que le falta líquido a la receta original pero la verdad es que. después de mucho trabajo, conseguí hacer unos dulces que, al menos quienes los han probado, han encontrado deliciosos.

Así que tengo el corazón partío jajajajajaja. Sólo los he hecho una vez pero me gustaría repetirlos mejorando la masa porque lo cierto es que se me pegaba a todos lados y ha sido muy difícil lograr formarlos pero bueno...¡siempre hay tiempo para mejorar! ¡Yo os la cuento tal cual la he hecho!

Ingredientes: 250 g harina; 125 azúcar; 100 g mantequilla; 2 huevos; 1/2 sobre levadura Royal; esencia de naranja; sal; mermelada de arándanos; azúcar glas.

Preparación: Colocar la harina, el azúcar, una pizca de sal, la esencia de naranja y la levadura en el bol de la planetaria y mezclar. Yo creo que es mejor usar azúcar glas por el resultado final pero yo he usado normal. Añadir los huevos (la receta original sólo usa las yemas pero a mi me resultaba imposible amalgamar sin las claras) y la mantequilla en trocitos y accionar el robot con la pala de amasar.

Untarnos las manos de harina y también la superficie de trabajo y amasar a mano unos minutos, formar una bola y envolver en papel film y dejar 30 minutos en la nevera.

Sacar la masa y estirar con el rodillo. Yo la puse entre dos hojas de papel sulfurizado y me costó mucho despegarla. Con un cortapastas redondo cortar la masa en número par. Sobre uno de los círculos colocar una cucharadita de mermelada y cerrar el dulce con otro círculo de masa, sellando bien los bordes.

Pintar con huevo batido y hornear a 200 ºC durante 15 minutos. Sacar, dejar enfríar y espolvorear con azúcar glas. Lo cierto es que quedan unos dulces muy sabrosos, con la consistencia de una galleta tierna por dentro y crocante por fuera. ¡Riquísimas!



La receta elegida por Rosi es típica de la región de Calabria, región del sur de la península italiana ,bañada por las espléndidas aguas del Mar Jónico y el Mar Tirreno y separada de la isla de Sicilia por el estrecho de Mesina. Es la famosa punta de la "bota" y su capital es Catanzaro.


Os dejo la receta original aunque, como os digo, creo que hay que mejorarla jejejejeje.


Y ahora vamos con la interpretación de las participantes que, para que os digo, han echado a volar toda su imaginación jejejejeje.

 Lidia, desde Glace Moka, esperaba unos bollitos más esponjosos pero aún así le han resultado deliciosos...¡toma pareado!

 Mi prima Mar, fiel a su cita, ha preparado esta variedad con semillas de amapola y sésamo tostado con miel...¡mmmmmmmmmmm!

 Maribel, desde Sweet Blessings, ha repetido 3 veces, no porque no le salieran sino porque estaban buenísimos jajajajaja

 Anna, desde Retalls de cuina, ha tenido alguna que otra historia con su primera masa dulce pero el resultado es fantástico ¡bravo!

Y finalmente nuestra anfitriona Rosi, desde Mi mundo pinkcake, nos trae su particular versión que estaba deliciosa...¡seguro!

¡Pues hasta aquí el reto este mes! Nos vemos el próximo con dos nuevas propuestas y nuevas incorporaciones ¡yupiiiiiiiiii! ¡No dejéis de correr la voz! ¡Que no se quede nadie sin participar!


03 febrero 2016

COTOLETTE ALLA SICILIANA - RETO SALADO CRI: SICILIA

¡No sabéis las ganas que tenía de que llegara este día! Día 3 y estamos de vuelta con el Reto Cocina Regional Italiana 2.0...¡oleeeeeeeeeeeeeeee! Empezamos la segunda temporada después de 18 aventuras culinarias por toda la geografía italiana descubriendo, en cada una, recetas de su gastronomía más tradicional. Ese es el objetivo desde el principio y, creo, lo hemos logrado.

Mis queridas participantes - estoy segura - comparten conmigo la emoción de volver a cocinar las recetas que proponemos cada mes...pero, como hay que renovarse, en esta nueva temporada hemos introducido algún cambio. El más importante es que este mes contamos con una anfitriona, encargada de elegir las recetas a cocinar y, para el reestreno del reto, he querido contar con mi querida Rosi, de Mi mundo pinkcake, una de las más fieles defensoras del reto y participante infatigable desde el principio. ¡Gracias guapa!

Pues no nos enrollamos más y vamos con la propuesta salada de este mes...que ya viene con lío jajajajaja. En el título original de la receta figura la palabra costolette (o sea, de costillas) cuando lo cierto es que los ingredientes de la receta se refieren a las cotolette, filetes empanados preparados al estilo siciliano. Y eso es lo que yo he utilizado para preparar la receta.

Ingredientes: 4 filetes de tapa, babilla o redondo de ternera finos; 80 g queso pecorino; 80 g pan rallado; 1 huevo; 2 dientes ajo; 1 ramillete perejil; 1/2 vaso aceite; 1/2 vaso vinagre; sal; pimienta.

Preparación: Quitar los tallos del perejil, lavar, secar y picar. Pelar y picar el ajo. Aplastar los filetes de carne con la parte plana del cuchillo, poner en un bol, cubrir con el vinagre y dejar marinar una hora, regando de tanto en tanto. Eliminar el liquido y secar los filetes con papel absorbente.

Pasar por el huevo batido ligeramente salado y después espolvorear con ajo picado y con perejil picado mezclado con el queso rallado. Salpimentar y pasar por el pan rallado.

En una sartén poner a calentar el aceite y freír los filetes a fuego medio-fuerte. Darles la vuelta cuando esten dorados y freír por el otro lado. Tambien se pueden hacer al horno a 180º durante 20 minutos. Servir caliente, en  mi caso, acompañados de una ensalada de col roja hervida y aliñada con aceite, vinagre, sal y pimienta.


La receta propuesta por Rosi es típica de Sicilia, región de la Italia insular y la isla más grande del Mediterráneo. Su capital es Palermo y es archiconocida por su famoso volcán en erupción, el Etna, y por el complejo arqueológico de Segesta, uno de los rincones más antiguos y mágicos de la isla.



Como siempre, os dejo la receta original, tal cual aparece en el libro que, en esta edición, viajará de casa en casa.


Y ahora vamos con la parte más divertida que es enseñaros las propuestas de las fans del reto, las que, como yo, estaban deseando ponerse manos a la cocina de nuevo. ¡Bienvenidas! Como curiosidad os diré que la receta salada, contrariamente a lo habitual, ha sido la que más seguidoras ha tenido este mes. Y de acompañamiento...¡vivan los tomatitos!

Nieves, desde La cajita de nieveselena, ha sido la primera en volver y nos trae su propuesta...riquísima ¿verdad?

Cristina, desde Cuinem?, no ha querido perderse la receta y ha conseguido organizarse y prepararla para alguien es`pecial...¡bravo!

Patty, desde La taza de loza, vuelve al reto con estas - según ella, deliciosas - ricuras empanadas ¡bienvenida de vuelta!

 Julia, desde Julia y sus recetas, se une a nuestro club de cocineras y se estrena con esta maravilla ¡bienvenida a nuestra cocina guapa!

Aranzazu, desde El baúl de las delicias, nos propone esta versión sin gluten y con yuca...¡mmmmmmm!


Y finalmente nuestra anfitriona Rosi, desde Mi mundo pinkcake, nos trae estas chuletas, esperando que su elección haya gustado...¡claro que si!

Pues nos despedimos hasta mañanita que volvemos con la propuesta dulce. ¡Corre la voz!


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...